viernes, 26 de agosto de 2011

Déjate ganar...


Deja que tus demonios te ganen la batalla.
No luches más contra ellos ¿de qué te sirve?.
No busques más salvación,pues no la encontraras.
Mejor rindete...Y encontraras el final.
Déjate llevar por esa ira que te da cuando ya no puedes más.
Mira a tu alrededor,y siente el asco que te produce la humanidad.
No derrames ni una lagrima más. Mejor ponte a pensar como acabar con aquellos que te hacen llorar.
No confíes en nadie. Total, al final siempre acabaras mal.
No te dejes llevar por el amor...Es solo otra debilidad.
Si lo has pasado mal, mejor no te escondas, sal a la calle con un bate, a ver quien te dice que estas loc@.
Simplemente déjate guiar por ese demonio que vive en ti.
El sabrá como hacerte ganar...